Calaverita a malos administradores académicos que con sus malos manejos matan a la universidad

Los que hoy son dos decanos folloneros
mañana serán polvo, hueso y cueros.

Los crueles depredadores
del tiempo del profesor,
que venden alma y honor
por llenar indicadores,
cuales chacales traidores
morirán de descontento
en estricto cumplimiento
de la ley del camposanto:
al que causa mal y llanto
la Flaca dará tormento.

Los infames prepotentes
que exprimen de los doctores
hasta los bajos humores
con tal de ver esplendentes
sus proyectos malolientes,
por la Parca justiciera
serán, ¡curiosa quimera!,
canillas secas y tiesas,
ejemplo de las empresas
que nadie pidió siquiera.

La fantoche feminista
que censura y que cancela
a la gente que no cela
su dogmática abortista
irá derecho a la lista
de calcinadas ingratas,
la Huesuda sus bravatas
tornará quejas dolientes;
le rechinarán los dientes
mientras le queman las patas.

El cínico quedabién
que precio pone a la escuela
junto a su difunta abuela
tendrá fosa y terraplén;
la Pelona por desdén
le hará examen y el demonio
con todo su pandemonio
por codicioso y ateo
lo examinarán tan feo
que lo tendrán por bolonio.

Y así las industrias parias
que meter con calzador
han buscado hasta el ardor
de pudendas partes varias
se volverán obituarias
y los infaustos decanos
que apoyaron inhumanos
la muerte de Humanidades
en el hoyo sus maldades
purgarán con los gusanos.

Publicar un comentario

Copyright © Pillaje Cibernético. Diseñado por OddThemes